Examen para ser padres ya!


#1

hija-sola

Este pensamiento hace tiempo que lo tengo en mente y cada día lo veo más claro.
Tener un hijo es el acto egoísta más maravilloso del mundo.

Los padres tenemos un hijo porque queremos. Para hacer que nuestro amor se transforme en una hermosa vida. Esta es la teoría. Luego los hay que llegan este mundo para que los padres de ella acepten a su novio ( como yo ), por que se rompió el condón, porque se me olvidó tomar la pastilla, porque la marcha atrás no fue lo suficientemente rápida, porque son unos descerebrados que les da igual todo y se la juegan, por un engaño, para intentar arreglar una relación, para poder vivir en otro país…

Aún ni con amor todos pueden tener hijos. Hay personas con problemas que no pueden. Espermatozoides vagos, problemas en el útero, abortos constantes, enfermedades que no favorece o contraindica que haya un embarazo…

Bien, después de todas estas adversidades, debería haber un control en la natalidad. Y no es por proteger el número de personas que hay en este planeta, si no porque hay personas que no pueden ser padres porque no son dignos de tal privilegio. No son aptos para educar a un hijo. No dan o no tienen la capacidad. Y lo digo consciente de que lo que digo suena muy duro. Pero es así como lo pienso y es una opinión personal. Nada más.

En qué me baso para tener esta opinión? Pues en la experiencia propia para empezar. No es que este juzgando a nadie. Es muy difícil educar y muchas veces me veo en distintas encrucijadas en las que intento actuar lo mejor posible pero muchas veces actuamos como hemos visto actuar con nosotros o totalmente al contrario.

Cuando vas a tener un hijo todo el mundo sabe mucho del tema cuando realmente nadie tiene ni puta idea. Cada hijo es un mundo y todos los problemas que puedan surgir con el más los que haya en el hogar repercuten directamente en la educación y en los valores que quieras inculcar a tu vástago.
Y ahí radica el problema.

Cuando veo a una persona de menos de 18 años tener un hijo me suelo ir siempre a lo peor … Y lo hago porque no me entra en la cabeza semejante despropósito. Si, me dirán que cada uno es libre de hacer lo que quiera. Pero es que no es cierto. No somos libres de tomar decisiones que afectan a terceros. No puedes tener un hijo para que lo eduque tus padres. No puedes tener un hijo para sentirte realizada o más adulta. No puedes pensar que un hijo no te cambiará tu vida porque tu vida va a dejar de ser solo tuya cuando tú pequeño este aquí. Y ha de ser así. Traes una vida bajo tu entera responsabilidad. Y no valen las medias tintas. Si no estás dispuesto a tener ese " contrato moral " que te vincule a tu hijo, no lo tengas. Ahorra sufrimiento tanto para ti como para el.
Este text podría ayudar a saber si realmente estás preparado para ello.

Cansa ver relaciones en las que la mujer en este caso confunde el amor con la necesidad. Ver qué necesitan ser imprescindibles para sentirse amados. Eso no es el amor. Se puede parecer en ocasiones pero no es amor. Tener un hijo para ser imprescindible para alguien es un retraso.

Hace tiempo que las costumbres nos condicionan. Una pareja no tiene por qué casarse y después tener un hijo para ser una pareja. La vida no es uno, dos y tres. No hagamos las cosas porque si o porque toca. Hazlas porque las sientes de verdad.

Y eso de: ya que tengo uno busco la pareja. Y si tengo dos niñas voy a por el tercero que quiero un niño… Lo único bueno que trae esa conducta es que al menos tendrás hermanos en este mundo pero si lees esto sabrás que tener un hermano no siempre es sinónimo de compañía, cordialidad o unión. Cada hijo es doblar los esfuerzos que se hacen por uno a todos los niveles…

Y por qué esta reflexión? Porque además de la experiencia propia con las personas que te rodean, ves cosas como estas todos los días:

Y esto no es todo. Las discusiones en casa o los malos tratos están a la orden del día y todo eso causa mucho mal a nuestros pequeños. Hay diversos estudios que demuestran los efectos que pueden tener en sus mentes que aún no han madurado.

Dicho esto añadiré que nadie es perfecto. Todos nos podemos equivocar pero debemos de poner remedio e intentar hacer las cosas bien. Tener presente que hay una personalidad en formación a nuestro lado y a nuestro cargo. No vale todo. Si, es difícil pero hay que aguantarse o no haberlo tenido. Así de claro.

Un error muy frecuente es querer que tu hijo sea lo que tú quieras o pretendas que sea. Hay que saber aceptar que tu hijo es una persona con un pensamiento independiente. Que puede aspirar a ser cualquier cosa y que no siempre va a coincidir con tus deseos. Por favor, si tienes un hijo, disfruta de su pureza de pensamiento y de alma. Goza con sus razonamientos libres de condicionantes y de maldad. Es maravilloso y te hace ver el daño que pueden hacer las personas tóxicas. No hablamos de excederse en la protección de tu hijo. Hablamos de estar presente asesorando y aconsejando.

Y por estos motivos y muchísimos más debería estar regulado. La libertad es buena, si. Pero si vas a hacer el bien… Sé que es un tema delicado pero me gustaría que más personas opinaran sanamente para poder ver otros puntos de vista y encontrar si es posible otras soluciones.